El FIB se despide hasta su próximo aniversario

Por fin, pasadas las 8 de la tarde del jueves 18 de julio comenzaba uno de los mayores festivales nacionales e internacionales que tiene lugar en España: el Festival Internacional de Benicàssim (FIB). Las puertas se abrieron para dar entrada a las cerca de 140.000 asistentes que disfrutaron durante cuatro días de sol, playa y […]

La banda estadounidense, Queens of the Stone Age.
La banda estadounidense, Queens of the Stone Age.

Por fin, pasadas las 8 de la tarde del jueves 18 de julio comenzaba uno de los mayores festivales nacionales e internacionales que tiene lugar en España: el Festival Internacional de Benicàssim (FIB). Las puertas se abrieron para dar entrada a las cerca de 140.000 asistentes que disfrutaron durante cuatro días de sol, playa y música (como dice su lema: sea, sun, sound).

A punto de no celebrarse debido a las dificultades económicas por las que estaba atravesando la empresa organizadora (Marawold), el arranque fue increíble  con un ambiente repleto de jóvenes que iban con muchísima alegría, ganas de pasarlo bien y vivir cuatro, tres, dos o un día solo, lo mejor posible durante aquel tiempo. Jóvenes, como siempre, de todas partes del mundo, siendo los británicos la gran mayoría. Con todo esto, la gran protagonista, la música, empezó a invadir el inmenso  recinto dando lugar a su decimonovena edición.

El cartel presentaba varios grupos que no dejaban indiferente a nadie aunque hubiesen participado en anteriores ediciones. El jueves, el encargado de dar el pistoletazo de salida en el escenario principal Maravillas, fue el grupo madrileño Toundra, seguido de Hurts, La Roux, Beach House y Queens of the Stone Age. Otros grupos aparecieron en la jornada del viernes destacando  Primal Scream. El sábado Arctic Monkeys fue la cita fuerte. La gran masa de espectadores se  volcó en cuerpo y alma para demostrar que el festival seguía  vivo.

Primal Scream
El grupo de rock alternativo, Primal Scream.

The Killers cerró esta edición con un gran show, dejando con un buen sabor de boca entre el público y con las ganas de volver el año que viene a Bennicàssim para celebrar por todo lo alto el 20 aniversario del festival. Porque  a pesar de las dificultades económicas y de la incertidumbre sobre la continuidad de uno de los festivales más importantes y longevos de España, su director, Vince Power, garantizó su presencia el próximo año en una rueda de prensa.

De momento, los malos rumores que iban y venían se han transformado en noticias positivas, con dos socios nuevos británicos responsables de hacer un FIB que esté a la altura en su aniversario. Esperemos que continúe y se lleve a cabo.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimos vídeos

¿Quieres ser parte de nuestro equipo?

Pincha en la imagen para ir a la página de colaboradores:

página de colaboradores