El día después del Día de la Paz

Ayer fue el día de la Paz, ese día que lo único que tiene de pacífico es que los niños están sentados en sus pupitres pintando palomas y escuchando lo mala que es a guerra. Nos acordamos entonces de las numerosas guerras de Irak, Afganistán, de países africanos…de los niños que no tienen nada que […]

Ayer fue el día de la Paz, ese día que lo único que tiene de pacífico es que los niños están sentados en sus pupitres pintando palomas y escuchando lo mala que es a guerra. Nos acordamos entonces de las numerosas guerras de Irak, Afganistán, de países africanos…de los niños que no tienen nada que pintar y de los padres que sufren porque sus hijos no verán tiempos de paz, pero sólo nos acordamos de las guerras más sonadas y olvidamos la peor guerra que puede haber en tiempos modernos, una guerra medieval, inquisidora y fundada en el terror, pero, aún peor, una guerra consentida por el Estado, encubiera e impulsada por el mismo: la Guerra religiosa de China.

LA DICTADURA DEL PARTIDO COMUNISTA CHINO

En 1949 se produjo la llegada violenta al poder del Partido Comunista Chino con Mao Zedong a la cabeza. El gobierno comunista se caracterizó desde el principio por una inestabilidad de luchas políticas que les hizo gobernar con mano dura . Así  se fue imponiendo, con el paso del tiempo, un régimen de terror y represión que eliminaba cualquier atisbo de libertad y de las creencias y valores culturales de la milenaria civilización china. Al fin y al cabo, se buscaba eliminar el pensamiento libre a través del control mental (miedo) y la corrupción política. En el aspecto religioso (el más importante de esta cultura a la que solía denominarse “la tierra divina”) toda creencia está amenazada de tortura y persecución (pues el régimen se considera ateísta). El ataque culmina en 1999 con la mayor persecución religiosa de nuestros tiempos, la eliminación de Falun Dafa o Falun Gong.

FALUN GONG o FALUN DAFA

Falun Dafa es un antiguo sistema chino de cultivación de cuerpo y mente que consiste en el estudio de los principios universales Zhen-Shan-Ren  (Verdad-Benevolencia-Tolerancia) considerados regidores del universo y, por tanto, de la vida cotidiana. Mediante un juego de movimientos suaves se busca ahondar en la vida interior para conocer el posible origen de enfermedades y sufrimientos del ser humano. Es tan apreciada que ha llegado a practiarse en más de 70 países.

El problema viene en el principio de libertad que rige esta creencia, pues su base es la auto-cultivación de la persona, lo que haría de ella un ser más libre y, por tanto, poco manipulable. La prueba está en que su líder, Sr. Li Hongzhi, fue nominado 4 veces el Nobel de la Paz y por el Parlamento Europeo al Premio Sakharov por la Libertad de Pensamiento.
Así que, se convirtió en blanco del Gobierno en 1999  cuando los seguidores se contaban por millones. El líder político Jiang Zemin consideró un peligro está práctica, se considera que “ha utilizado el movimiento masivo para promover la lealtad hacia su figura” (William Lam, CNN)  y que “decidió solo que Falun Gong debía ser eliminado” y “eligió lo que él pensó sería el objetivo más fácil”  (Washington Post). Así comenzó a escribir una de las páginas negras más recientes de la historia de China, una sangrienta cruzada contra la que hoy se sigue luchando.
REPRESIÓN
Son ya 13 años de genocidio en sus múltiples facetas. Pero como en todo genocio moderno, lo primero que hay que provocar esla deshumanización de los opresores, el régimen de Jiang comenzó con propanda distorsionada acerca del Falun Gong, mediante la manipulación, la prohibición de libros, eliminación de informaciones etc creó un ejército de ciudadanos dispuestos a denunciar incluso a sus allegados, y de soldados dispuestos torturar a personar sin distinguir sexo ni edad.
Más de 100 millones de personas han sido perseguidas. Según un estudio realizado hasta 2008, los datos son los siguientes:
  • Más de 3000 personas asesinadas en campos de exterminio (dato confirmado, pero se estima que ascienden a varias decenas de miles)
  • Más de 63.000 relatos de torturas: era la práctica más habitual (descargas, quemaduas, agresiones sexuales…)
  • Reclusión en campos de trabajo.
  • Denegación de libertad sin garantías judiciales (más de 500.000).
  • Internamiento forzoso en hospitales mentales (más de 2000).
  • Prácticas más sutilies como despidos, retirada de pensió, expulsión de centros educativos…
  • Listas negras alrededor del mundo.
Todo ello acompañado de una persecución psicológica: proyección de vídeos dfamando a Falun Gong, privación del sueño y, para los más tercos, la inyección de sustancias psicotrópicas. Con el objetivo de un lavado de cerebro que, en caso de resistencia, se penaba con la muerte.
Pero el horror va más allá, según empleados y ex-empleados de hospitales, muchos eran asesinados para la extirpación forzosa de sus órganos con el objetivo de satisfacer la demanda del mercado negro de trasplantes. Tales hechos han sidoconfirmados en el informe titulado “Cosecha Sangrienta”, llevado a cabo por el abogado de derechos humanos, David Matas y el ex miembro del Parlamento Canadiense, David Kilgour (más información en http://www.lagranepoca.com/articles/2007/05/29/689.html ).
Numerosos países a través de organizaciones pro Derechos Humanos, Amnistía Internacional, Human Rights Watch y muchas otras instituciones trabajan para detener y juzgar a los responsables del genocidio y terminar con estos abusos que, en pleno siglo XXI tienen aterrorizada a una nación avanzada en tecnología y primitiva en ideología.
Son numerosas las páginas informativas ( http://spanish.faluninfo.net/ ) y de ayuda:
http://www.apoyofalundafa.org/ donde simplemente hay que firmar (no hay que dar el DNI) y se puede añadir algún comentario.
También hay una dirección de correo donde ponerse en contacto para recibir más nformación o saber más formas de ayudar info@apoyofalundafa.org

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimos vídeos

¿Quieres ser parte de nuestro equipo?

Pincha en la imagen para ir a la página de colaboradores:

página de colaboradores